Conversaciones con Dios

 La vida de Neale se hunde por momentos. Sin trabajo, sin familia, sin hogar… Ya sólo le faltaba romperse el cuello en un accidente de circulación para tirar la toalla y acabar en un camping
para indigentes dejado de la mano de Dios. Será esta situación límite
donde Neale tendrá que decidir entre dos opciones: abandonarse a su mala
suerte o reencontrarse así mismo y buscar, donde haga falta, las
respuestas que le proporcionen la fuerza necesaria para comenzar de
nuevo.



  1. Apretar el botón rojo  
  2. Volver a apretar el botón rojo y esperar a que se ponga verde.
  3. Apretar el botón verde para comenzar de la película.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *